SAVALnet CL

https://www.savalnet.cl/mundo-medico/reportajes/triada-contra-cancer-cervicouterino.html
11 Enero 2021

Tríada contra el cáncer cervicouterino

La OMS junto a 194 países han decidido coordinar esfuerzos para controlar la enfermedad, mediante una estrategia sustentada en tres aspectos clave.

Vacunación, cribado y tratamiento. En estos tres pilares se sustenta la estrategia de la Organización Mundial de la Salud para erradicar el cáncer de cuello uterino, responsable de 311 mil fallecimientos en 2018.

Pese a que su letalidad ha disminuido durante los últimos años debido a una mayor capacidad diagnóstica, aún es considerado un problema de salud pública. Es la cuarta causa de muerte oncológica en mujeres y anualmente se confirman cerca de 570 mil casos nuevos, de acuerdo con el Observatorio Mundial del Cáncer.

En América Latina y el Caribe las tasas de mortalidad son tres veces más altas que Norteamérica, estadística que evidencia las “enormes desigualdades” en su atención integral, según la Organización Panamericana de la Salud.

El objetivo es reducir los casos nuevos en 40% y, de manera significativa, los cinco millones de muertes proyectadas para 2050, desafíos que cuentan con el compromiso de 194 países, sellado durante la 73ª Asamblea Mundial de la Salud 2020.

El anuncio de la primera campaña global contra esta enfermedad es catalogado como un acuerdo histórico por la OMS. “Dejaremos un gran legado si aprovechamos las oportunidades que tenemos al alcance”, comentó Tedros Adhanom Ghebreyesus. En 2018, el director general del organismo internacional hizo un llamado a poner fin a un “sufrimiento innecesario” frente a un cáncer evitable y curable si es detectado a tiempo. Se planteó como prioridad aumentar la accesibilidad a prevención y terapias de calidad.

“Si combinamos el conocimiento y metodologías disponibles con una determinación inquebrantable para impactar a más pacientes, podemos lograrlo. Eliminar cualquier cáncer parece un sueño, pero ahora tenemos herramientas costo efectivas y basadas en evidencia”.

Las naciones firmantes garantizaron un trabajo colectivo enfocado en tres áreas, cuyo resultado debe alcanzarse a más tardar en 2030: 90% de cobertura de vacunación de niñas de 15 años contra el virus papiloma humano (VPH), transmitido por vía sexual y principal factor de riesgo; 70% de detección en mujeres de 35 años, repitiendo las pruebas diagnósticas a los 45; y 90% de acceso a tratamientos, incluidos los cuidados paliativos, para pacientes con lesiones precancerosas y cáncer invasivo.

En países de ingresos bajos y medios, la incidencia es casi el doble y las tasas de mortalidad tres veces superiores en comparación a los que disponen de mayores recursos. Si no se concretan las medidas, al finalizar esta década los casos nuevos y fallecimientos podrían llegar a 700 mil y 400 mil, respectivamente.

“Esta carga es consecuencia de decenios de abandono por parte de la comunidad sanitaria mundial. Sin embargo, el guion puede reescribirse”, aseguró la doctora Princesa Nothemba Simelela, subdirectora general de la OMS.

Entre los avances más importantes se cuentan la disponibilidad de vacunas profilácticas (efectivas para la prevención del cáncer causado por VPH-16 y VPH-18), disminución de costos de métodos de detección (examen citológico de Papanicolau y test VPH), mejores tratamientos y nuevos enfoques quirúrgicos. “Muchas naciones están forjando un camino para acabar con el cáncer de cuello uterino y no queremos dejar a ninguna atrás”.

Para aumentar la protección se ha desarrollado con éxito la vacuna tetravalente 4vVPH [1] y también la nonavalente, que muestra casi un 100% de eficacia en la prevención de enfermedades de cuello uterino, vulva y vagina que provocan otras cepas de alto riesgo (31, 33, 45, 52 y 58).

Cada año, aproximadamente 14 millones de personas contraen el virus por primera vez. Es tan común que casi todos los hombres y mujeres sexualmente activos adquirirán, al menos, uno de sus tipos en algún momento de su vida, escenario que realza la necesidad de reforzar la detección temprana. “Tomar conciencia de esto puede ser clave para una evolución favorable. Las mujeres deben estar alertas frente a la aparición de síntomas como sangrados que no corresponden a la fecha del período menstrual, dolor pélvico por motivo desconocido y molestias durante las relaciones sexuales”, enfatizó la OMS.

En cuanto al abordaje, dependerá de la etapa en que se encuentre la enfermedad. Sin embargo, detalló la Sociedad Americana Contra el Cáncer, existen otros factores que limitan las opciones como la localización exacta de la lesión, sus características (células escamosas o adenocarcinoma), edad, estado de salud general y el deseo de tener hijos. Las opciones pueden ser biopsia de cono, histerectomía, extirpación de los ganglios linfáticos pélvicos, cervicectomía radical, radioterapia con rayo externo a la pelvis y braquiterapia, entre otras. De acuerdo con la agrupación científica se están llevando a cabo estudios clínicos para evaluar nuevas terapias que beneficien a más pacientes.

La estrategia global decanta en un documento [2] que proporciona orientación a los países para establecer y fortalecer el diagnóstico, estadificación, tratamiento, cuidados paliativos y atención de supervivencia para lograr una prestación de servicios eficaz y de alta calidad. 

Como desafío inmediato, la tríada que sustenta los planes de la OMS y 194 países debe enfrentar las restricciones impuestas por la COVID-19. Se teme la interrupción de los programas de vacunación en las escuelas, disminución y mantención de suministros y dificultades en el traslado de mujeres desde zonas rurales a centros médicos.

No obstante, casi de forma simbólica, han aceptado el reto durante una de las pandemias más graves de la historia, tal vez para testimoniar que la medicina no sabe de barreras y que, adoptando las medidas de seguridad necesarias, la batalla final contra este cáncer no puede seguir esperando.

Referencias
[1] Thamsborg LH, Napolitano G, Larsen LG, Lynge E. Impact of HPV vaccination on outcome of cervical cytology screening in Denmark-A register-based cohort study. Int J Cancer. 2018 Oct 1;143(7):1662-1670
[2] WHO framework for strengthening and scaling-up services for the management of invasive cervical cancer. ISBN: 978-92-4-000323-1

Por Óscar Ferrari Gutiérrez

Mundo Médico

Destacado Agenda de Eventos

INPAT Chile 2021

11 Marzo 2021

III International Network of Pediatric Airway Teams Meeting.

...

IV Congreso internacional de cirugía bariátrica y metabólica

17 Marzo 2021

Evento internacional multidisciplinario dirigido a cirujanos bariátricos, digestivos, generales, psiquiatras, psicólogos, nutriólogos,...